Colaboración fotográfica en libro

¿Quién puede negarle a su hermana favorita un favor?, aunque sea estar un mes fotografiando el pueblo donde vives, no te puedes negar. Fue todo un ejercicio de conocer lo desconocido, de reencuentro con la infancia, con la historia de lo que te rodea. Gracias Mª Carmen.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *